domingo, 18 de agosto de 2019

LA ORGANIZACIÓN EN NUESTRO PLEBISCITO DE LAS PRIMARIAS



JULIÁN LICASTRO

 LA ORGANIZACIÓN  EN NUESTRO PLEBISCITO DE LAS PRIMARIAS

Los porcentajes arrasaron a favor del verdadero cambio que expresamos nosotros: un modelo argentino opuesto al derrotado, dato obvio y  al margen de interpretaciones distintas y hasta delirantes.

Pero la clave es no agredir, ni hacer el juego a quienes provocan, apuestan a la lucha sucia, la superioridad de medios, la falta de escrúpulos y la visión estrecha de la votación como aritmética de individualidades, manipulables por las falsas encuestas, que no respetan vedas ni reglas comiciales.

Desconocen, por su deformación patronal, que  el pueblo no se comporta como empleado sometido, por necesidad, sino en tanto sistema social progresivo, protagonista de impulso organizado. Depositario de valores propios, generadores de “poder real”, no virtual, sobre ejes de maduración histórica, centrados en el arduo avance de la libertad, con justicia y solidaridad.

Una libertad no individualista, sino conjunta, equidistante del neoliberalismo que atomiza y del colectivismo totalitario. Por esta razón, que descarta la sumisión y la violencia: “nadie puede realizarse en una comunidad que no se realiza”.

La “polis”, recreada de su origen greco-romano, y su equivalente en las culturas nativas ”al respetar la ley nos hace libres,” sin avasallar los derechos de los otros; alentando el ideario de una convivencia próspera, sincera y de buena voluntad en las ópticas  y perspectivas diferentes.

Es el llamado “bien común general”, combinado con los “bienes específicos” locales. Todo armonizado en múltiples formas y expresiones asociativas: municipios distritales, asociaciones de fomento, estructuras de cohesión territorial, acción sindical, gremial, integración interna y desarrollo fronterizo; hasta espacios tan sencillos como clubes de barrio, comedores populares, parcelas rurales y cultivos familiares.

Lo cual exige un Estado, no estatista, pero presente y eficaz; capaz de privilegiar el proceso productivo, no especulativo, y al trabajo, núcleo de unión, vinculo de relación espiritual fecunda y vivencia irremplazable de dignificación.

Es la complementación del pleno respeto a la democracia constitucional, con la participación social ávida de justicia, inclusión y soberanía.

Finalmente, el “plebiscito” significa el modo mediante el cual el pueblo puede aprobar por “votación” numerosas cuestiones. Resultando lamentablemente  vulgar e impropio argumentar, con metáforas desequilibradas, la resistencia iracunda a una acción legal, legítima y republicana.

Buenos Aires, 19 de agosto de 2019.


sábado, 17 de agosto de 2019

DÍA DEL NIÑO



ANA Y JULIÁN

DÍA DEL NIÑO


En el justicialismo histórico se decía, con razón, “los únicos privilegiados son los niños”; garantía de continuidad evolutiva en la formación ética y social de la reserva humana de los hacedores de la Felicidad del Pueblo y la Grandeza de la Patria.

Nacen así los derechos inalienables de la niñez; en una similitud de oportunidades para la integridad espiritual, profesional, técnica y laboral, de los futuros protagonistas de una Argentina justa, libre y soberana.

La expresión ”Perón cumple” señalaba la presencia de una Estado lúcido y previsor; y “Evita dignifica” desterraba los conceptos anacrónicos de beneficencia, pasividad compasiva y quiebre estructural.

Los turnos posteriores de los grupos reaccionarios, pusieron a prueba la solidaridad, nunca desmentida, del pueblo llano; indignado con la insensibilidad ostensible del autoritarismo irresponsable.

Y la inventiva de las numerosas familias damnificadas ensayaron, por desesperación, paliativos a la crisis que se profundizaba, desde el trueque de bienes usados, hasta los comedores populares, escasos de alimentos básicos.

Hoy, con el cambio de la realidad, el núcleo que pone al día aquellas banderas gloriosas, debe verificarse en un proyecto amplio enfocado decididamente en la producción, el trabajo y la innovación científico-tecnológica propia.

El “Perón cumple”, consolidarse en políticas de Estado, consensuadas por todas las fuerzas nacionales, obteniendo fondos genuinos para una experiencia bien administrada y auditada.

Y el “Evita dignifica” superar, en forma institucional, la emergencia alimentaria, sanitaria, educativa y psicológica, para alcanzar una igualdad pública con vocación de excelencia.  .

Estrategia, a la vez victoriosa, respecto a los intentos absurdos de cambiar los valores humanos y sociales; a costa de abandonar culposamente las fronteras para reforzar la irracional represión interna.

Es una “revolución” del amor y la convivencia, no una declaración improvisada con fines electorales y de “conflictos de intereses”. Porque el colonialismo entrega, traiciona y hiere, para encubrir negociados que el futuro no puede, no quiere, ni va a permitir.

                                                  Buenos Aires, 18 de agosto de 2019.


sábado, 20 de julio de 2019

LA AMISTAD



ANA Y JULIÁN

LA AMISTAD


Un sentimiento agradable que se construye en la vida desde la virtud del ser, que lucha solidariamente por cumplir con su deber, leal y comprensivo, sin perder el rumbo en los momentos difíciles, y compartiendo los nuestros sin contagiar pesimismo.

Un alma gemela, en el otro ángulo de la existencia, cuando las vivencias en la  profesión y en la vida, nos lleva a la pasión noble de la pertenencia a una comunidad de militancia, con el diálogo sobre el sentido de una patria pendiente pero nunca olvidada.

Un creyente o agnóstico, pero siempre respetando la fé de quienes viven sinceramente su religión, como energía salvadora en momentos cruciales del destino.

Alguien que preserva los valores de la familia a pesar de los sinsabores sufridos, hasta que regresa la bendición del amor.

Luchadores hasta el instante definitivo del misterio de la vida y de la muerte, capaces de apreciar y criticar, a la vez, la heredad de principios y costumbres que dejamos a nuestros hijos y nietos, entreviendo un futuro diferente.

Una especie en transición, con la buena nostalgia por el  mundo que no vemos porque ya no existe, como no fuese por los colores, sensaciones y perfumes que, para nosotros, son el tesoro inextinguible de la eternidad.

Con esta ilusión o conciencia, o como quiera que se llame, la amistad no es un día, porque significa el eterno retorno de un afecto puro.

La amistad simplemente es hacerse querer.

¡Felicidades!

Buenos Aires, 20 de julio de 2019.

viernes, 19 de julio de 2019

LA MEJOR DEFENSA: NO ES EL ATAQUE SINO LA ORGANIZACIÓN BIEN INFORMADA, ORIENTADA Y DISPUESTA



 LA MEJOR DEFENSA: NO ES EL ATAQUE
SINO LA ORGANIZACIÓN BIEN INFORMADA, ORIENTADA Y DISPUESTA

La denominada “guerra fría” es la estrategia de las potencias para  intervenir en sus conflictos ”interimperiales”, utilizando fuerzas de su periferia. Esta condición reveladora de intenciones geopolíticas ocultas define el contexto interpretativo general de un método analítico.

En cambio, las “colonias” expuestas viven su situación como única, en un drama candente, obligado por el entreguismo de los directivos cooptados.

Los poderes en juego no son sólo países o alianzas, pues abarcan corporaciones y oligopolios que lucran con múltiples formas de tráfico, negociados y prebendas.

Así, asocian al grupo indicado destacándolo por “eficaz, legal y democrático”, ante la postración humillante de la gran mayoría.

En la desolación del desastre, se agravan los rasgos negativos de cualquier sociedad indigente. La violencia individual queda a un paso de la violencia colectiva.

Resultado de la “globalización” asimétrica, sentida en cada lugar como “fin del mundo”, porque se sufre el acoso de la persecución, el espionaje interno y las demostraciones de represión irracional.

En este marco, el Papa Francisco ha deplorado que las potencias estén más interesadas en sus conflictos interhegemónicos, que en cooperar con la paz de los pueblos martirizados por los horrores del exterminio civil.

Se comprende entonces el valor de preservar la solidaridad, la participación, la facultad de eludir las campañas sucias y el riesgo de fraude, vulgar o sofisticado, reforzando el tejido vecinal, gremial y comunitario.

Un orden consciente y positivo evitará la fractura extrema, exigida por sus mandantes a las respectivas facciones subordinadas, para agrandar la división hasta hacerla insalvable.  

En la unión, sin embargo, está la energía del consenso, sobre los ejes vertebrales de los programas factibles para transformar la realidad con fé y esperanza nacional.

Una creencia profunda y manifiesta, no meramente voluntarista, en la decisión libre, diversa y enriquecedora del pueblo argentino.

Buenos Aires, 19 de julio de 2019.

jueves, 11 de julio de 2019

RESPUESTAS CONCRETAS Y PROPUESTAS CREATIVAS EN UNA COMUNIDAD DE CONSENSOS



JULIÁN LICASTRO

RESPUESTAS CONCRETAS Y PROPUESTAS CREATIVAS
EN UNA COMUNIDAD  DE CONSENSOS

Salvo casos aislados de servilismo oportunista, el peronismo, en sus distintas versiones, sabe que unido gana y dividido pierde; lo cual incluye a sus aliados del bloque histórico de fuerzas nacionales.

La consigna conjunta es “recuperar la esperanza”, sentido y sentimiento imprescindible en la difícil tarea de reconstruir un Estado presente, pero no estatista, y una Sociedad moderna, pero no tecnocrática.

Los principales referentes de la coalición amplia, necesaria en la puja electoral, y luego para gobernar exitosamente, no deben caer en el error de mimetizarse.

Ellos expresan distintos modos de lograr soluciones con el debate enriquecedor de una diversidad democrática, no autoritaria, ni automática como el mando de los llamados “ejecutivos”.

Su aporte trascendente ha sido posponer ambiciones personales legítimas, a la motivación sincera de una causa superior: la realización de la patria, en una crisis integral, dura y compleja.

Aquí aprenderán a salir animosamente del laberinto cíclico de las “falsas antinomias”; elevándose con solvencia sobre reiterados desencuentros, sectarismos y exclusiones, mediante una nueva y victoriosa estrategia argentina.

Es el camino a seguir por todos, superando el “país para pocos”, de las grandes corporaciones agroexportadoras que nos retrasan al siglo XIX, en vez de hacernos avanzar profundamente en el competitivo siglo XXI.

Buenos Aires, 12 de julio de 2019.